Gracias

Tras una plétora de deseos de bienestar, el espíritu se siente hinchado y profundamente bendecido.

Solo el antiguo hábito de pensar en las ausencias me arruina un momento.

Y sé que debo alejarme de la nube gris y concentrarme en las fuentes de luz, dejar pasar la energía positiva y poderosa de las palabras y gestos amables, genuinos y sinceros.

Por las presencias doy gracias, gracias, gracias.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s